Presentación del inventario del "último ilustrado coruñés"

Útil e internacional, abierto a nuevos caminos.
Así definió la hija de Salvador de Madariaga al nuevo libro que reúne los documentos privados del que fue "el último ilustrado coruñés", un trabajo del Instituto Cornide, que permite, según Isabel, darle un enfoque internacional a su legado.

Isabel de Madariaga decía que su padre era de los que pensaba que algún día terminaría la guerra, una lucha inútil "porque nunca tuvimos tanto armamento como ahora". La presentación del inventario con los fondos documentales de Salvador de Madariaga en el Ayuntamiento sirvió para recordar a uno de los últimos representantes de la ilustración coruñesa, según el miembro del Instituto Cornide, José Antonio García Caridad, institución encargada de recopilar los documentos privados del intelectual.

Su hija aclaraba que el volumen no es todo el archivo de Salvador de Madariaga, "sólo el privado", porque luego está la correspondencia profesional que guarda el Ministerio de Asuntos Exteriores o el Archivo de la Sociedad de Naciones donde fue presidente de la Comisión del Desarme, "y propagó su idea de parar los conflictos". Isabel de Madariaga destacó la labor del Instituto Cornide por darle una mayor dimensión a los temas de su padre añadiéndoles un enfoque internacional, por lo que valoró el hecho de juntar los archivos como una forma útil para muchas personas de desarrollar sus estudios, "no sólo los temas específicos de mi padre, sino también otros como la evolución de los estudios en otros países o la acción de instituciones benéficas".

García Caridad definía al homenajeado como un soplo de vida e inteligencia de la Ilustración que entró por nuestro puerto. Isabel de Madariaga señaló que la publicación permite abrir nuevos caminos, un legado sobre el que se pueden comprobar aspectos del intelectual como el perfecto conocimiento de la lengua inglesa. En este sentido, Losada explicaba que para la organización de una muestra sobre Salvador, quisieron corregirle irnos versos suyos y fue Dámaso Alonso quien corrigió la incorrección: "Las palabras estaban incorrectamente colocadas para hacer un juego lingüístico".

El alcalde destacó la colaboración de la Diputación en la edición y en los actos complementarios, como los cursos en torno a la figura del coruñés, y que están organizados por la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP).

En el Ayuntamiento, se pudieron ver caras conocidas como la de los concejales Silvia Longueira, Florencio Cardador, María Xosé Bravo y Esteban Lareo, junto a otros cargos como el presidente de la Diputación, Fernández Moreda; el juez decano Fraga Mandián; el presidente de la Real Academia, Xosé Ramón Barreiro; el subdelegado del Gobierno, Pose Mesura; el diputado Francisco Cervino; el ex presidente de la Xun-ta González Laxe; el fiscal jefe Carlos Várela; los ex alcaldes Liaño Flores y López Menéndez o las concejalas del PP Isabel García Vila y Esther González, además de la sobrina del propio Salvador, Rosa.
 
La hija del intelectual destacó el enfoque internacional que se le da al archivo de su padre


Instituciones
colaboradoras:
Instituto José Cornide de Estudios Coruñeses · 2009 · Todos los derechos reservados política de privacidad aviso legal